No al fracking. Ni en Cantabria ni en ningún otro lugar

Asamblea contra la fractura hidráulica de Cantabria

Las sustancias químicas usadas en el fracking vinculadas con importantes peligros sobre la salud reproductiva y el desarrollo

9 de Diciembre, 2014
Las sustancias químicas usadas en el fracking vinculadas con importantes peligros sobre la salud reproductiva y el desarrollo

La investigadora de la Universidad de Missouri Susan C. Nagel, junto a otros colegas, ha realizado la mayor revisión bibliográfica hasta la fecha sobre investigaciones centradas en las actividades para la extracción de petróleo y gas no convencional (PGNC), incluidas las del fracking, y sus efectos sobre la reproducción humana y el desarrollo de la salud. Han determinado que la exposición a las sustancias químicas liberadas durante las actividades de fracking pueden ser dañinas para la salud de hombres, mujeres y niños y recomiendan un mayor estudio científico.

El artículo “Los Efectos sobre la Reproducción y el Desarrollo de las Sustancias Químicas Asociadas con las Actividades de Petróleo y Gas Natural No Convencionales (Reproductive and Developmental Effects of Chemicals Associated with Unconventional Oil and Natural Gas Operations)”, revisa la bibliografía sobre las sustancias químicas asociadas al fracking y otros procedimientos de PGNC. ”Las evidencias científicas están surgiendo rápidamente sobre los efectos del fracking en la salud”, declaró Sheila Bushkin-Bedient, Doctora en Medicina, Master en Salud Pública, una de las autoras de la revisión.

“Examinamos mas de 150 estudios revisados por pares (peer-reviewed) que informan sobre los efectos de las sustancias químicas usadas en las actividades de PGNC y hemos encontrado evidencias que indican que hay motivos para preocuparnos por los efectos sobre la salud humana”, declaró Nagel. “Además, encontramos estudios que indican que la exposición de personas adultas y recién nacidos a los productos químicos asociados con las actividades de PGNC pueden tener resultados adversos en la salud reproductiva y problemas de desarrollo en los seres humanos.”

"Las investigaciones en laboratorio y los estudios en humanos demuestran que la exposición a muchas sustancias químicas asociadas a la explotación de petróleo y gas natural no convencional puede reducir la fertilidad en adultos y causar a corto y largo plazo efectos negativos sobre la salud en los bebés y los niños", ha dicho Dr. Susan Nagel, Profesora Asociada de Obstetricia, Ginecología y Salud de la Mujer en la Escuela de Medicina de la Universidad de Missouri y autora principal de la revisión.

En la nueva revisión publicada se encontraron importantes peligros para la salud, incluyendo:

  • Disruptores endocrinos: Más de 130 sustancias químicas que pueden ser usadas en el fracking son sustancias químicas disruptoras del sistema encodrino o sospechosas de serlo.(EDCs). Los disruptores endocrinos están vinculados a la alteración de las funciones reproductivas, al aumento de cáncer de pecho, crecimiento anómalo y retraso en el crecimiento en niños, y cambios en el sistema inmunológico, entre otros problemas de salud.
  • Reducción de la calidad del semen: Una mezcla común en las sustancias químicas asociadas a las operaciones de PGNC son el Benceno, el Tolueno y el Xyleno (sustancias químicas BTX); la exposición a una o mas de estas sustancias está asociada con daños en la cantidad y calidad del esperma; la exposición al benceno está vinculada también a anomalías cromosómicas en el esperma.
  • Efectos en la menstruación y fecundidad: las sustancias químicas usadas en el fracking han estado asociadas a efectos adversos en el ciclo menstrual y en la fecundidad femenina. La exposición al Benceno y/o al Tolueno han sido asociadas con una duración anómala del ciclo menstrual; el Tolueno además se ha asociado con dificultades en la concepción, incapacidad de concebir, y menopausia prematura.
  • Aborto espontáneo y nacidos muertos: La exposición aguda a metales pesados está asociada con el aumento del peligro de abortos espontáneos y/o parto de niños muertos. Los metales pesados son rutinariamente liberados durante las operaciones de fracking y se ha demostrado que han contaminado tanto aguas superficiales como subterráneas. La exposición a benceno y Tolueno también se ha asociado con el aumento en los riesgos de aborto espontáneo. Informes recientes encontraron tasas extraordinariamente altas de abortos espontáneos y nacidos muertos en zonas cerca de fracking en Glenwood Springs, Colorado y, de forma anecdótica en Vernal, Utah.
  • Parto prematuro y bajo peso al nacer: Algunas sustancias químicas usadas en el fracking, especialmente partículas en la contaminación atmosférica, están asociadas con el aumento en el riesgo de parto prematuro y bajo peso al nacer. Los óxidos de nitrógeno están también vinculados al parto prematuro y bajo peso al nacer. También se ha vinculado el Ozono, otro subproducto de las operaciones de PGNC, al bajo peso al nacer en diversos estudios.

“Los reguladores estatales y federales no deben ignorar los potenciales efectos sobre la salud de las sustancias químicas en las familias que viven cerca de zonas de fracking y otros sitios de PGNC”, declaró Ellen Webb. “La evidencia cada vez mayor de problemas de salud para padres y niños indican que existe una urgente necesidad de detener el fracking y evaluar los potenciales efectos adversos sobre la salud para estas comunidades que están en las líneas de frente de la creciente industria del fracking.”


Estudio: http://www.degruyter.com/view/j/reveh.2014.29.issue-4/reveh-2014-0057/re...

Fuentes: